Manual del asesor financiero
Cada vez somos más conscientes de la importancia de adquirir conocimientos en finanzas y de la necesidad de planificar nuestros ahorros, y, en los últimos años, ha crecido el interés por invertir. Pero ¿por dónde empezar? ¿Cómo buscamos ayuda? Sabemos que ese apoyo lo brinda un profesional del asesoramiento financiero. Pero ¿sabemos realmente
qué es un asesor financiero? 

Qué es un asesor financiero

Un asesor financiero es un profesional certificado y formado que se encarga de estudiar las necesidades y el perfil de un cliente para ayudarle en la planificación y estrategias de inversión que le permitan tomar decisiones informadas y tratar de alcanzar su objetivos a corto, medio y largo plazo.

¿Cuáles son las funciones del asesor financiero? 

Un asesor financiero analiza las circunstancias, el perfil de riesgo y las metas de sus clientes. Estas son algunas funciones del asesor financiero, como los Family Bankers de Banco Mediolanum:

  • Análisis de la situación financiera: El asesor financiero analiza las circunstancias y la situación patrimonial del ahorrador (ingresos, gastos, etc.) y sus objetivos financieros a corto, medio y largo plazo. 
  • Elaboración de una planificación financiera: A partir de aquí una de las principales funciones de un asesor financiero es elaborar una planificación financiera que permita concretar esas metas del cliente (los estudios de los hijos, la jubilación, etc.) y abordar sus necesidades de ahorro e inversión.
  • Estrategia y proposición de soluciones financieras: Una vez realizado el análisis del perfil de riesgo y definidos los objetivos, el profesional propone al cliente las estrategias de ahorro e inversión y recomienda las soluciones e instrumentos adecuados para alcanzar los objetivos.
  • Acompañamiento continuo y ajuste del plan financiero: Es uno de los grandes valores de un Family Banker de Banco Mediolanum. El tiempo y seguimiento constantes del cumplimiento de objetivos a lo largo del tiempo, ajustando el plan financiero a las circunstancias de cada momento del ahorrador.
  • Información y educación financiera: El profesional contribuye a la educación financiera de sus clientes para que entiendan conceptos, riesgos, productos, el porqué de las estrategias, y todo lo que les permita tomar las mejores decisiones.
  • Protección del patrimonio: Es esencial cubrir nuestras necesidades presentes y futuras, y las de nuestro capital humano, ante cualquier eventualidad. 
  • Planificación fiscal: Un asesor financiero puede ayudarnos a través de una planificación fiscal y estrategias de inversión adecuadas a reducir la carga fiscal y a saber encontrar beneficios fiscales puntuales. 

Ventajas de ser asesor financiero

Sin duda, el asesoramiento financiero ha generado una creciente demanda en los últimos años. Estas son algunas de las ventajas de ser asesor financiero en Banco Mediolanum. 

  • Flexibilidad horaria y conciliación: Los Family Bankers gozan de flexibilidad para organizar su agenda y conciliar su vida profesional con la personal.
  • Crecimiento sin techo: La profesión de asesor financiero en Banco Mediolanum permite marcar el ritmo de crecimiento de cada profesional.
  • Autonomía como emprendedor: Un profesional de las finanzas es su propio jefe, lo que supone la libertad profesional para asumir sus propios aciertos y errores. 
  • Atención personalizada: Ser Family Banker permite una atención personalizada y continua donde, cuando y durante el tiempo que el cliente precisa. 
  • Realización personal: Además, la formación continua y el desarrollo de la profesión permiten habilidades de cada profesional. 

Cómo ser asesor financiero

Un ingeniero, un gestor de empresas o una clienta del banco con experiencia en marketing online son ejemplos de profesionales que han desarrollado una carrera profesional como Family Bankers de Banco Mediolanum. 

Primera premisa: No es estrictamente necesario venir de la banca para iniciar esta actividad. Estos son algunos de los requisitos para ser asesor financiero:

“El asesor financiero acompaña al ahorrador en la planificación y estrategias de inversión para que tome las mejores decisiones financieras”


  • Formación de calidad: En el modelo innovador de asesoramiento personalizado de Banco Mediolanum, la formación continua marca la diferencia. Existe una primera fase de formación previa a la incorporación a la entidad (con formación en seguros, sobre normativa y formación interna) y durante el primer año se impulsa la preparación para superar las certificación Mifid —que acredita los conocimientos y las competencias necesarios para prestar asesoramiento en materia de inversión—, o la certificación LCCI, para obtener la certificación para poder asesorar sobre préstamos inmobiliarios. Solo durante el proceso de selección y el primer año, el profesional recibe más de 450 horas de formación de la entidad. Además, a lo largo de su carrera, el asesor financiero debe renovar sus certificaciones (como asesor financiero, de seguros y de crédito inmobiliario) y recibe formación interna continua a través de cursos, seminarios, talleres y contenidos de televisión de empresa.
  • Desarrollar las capacidades innatas: Banco Mediolanum potencia el desarrollo de habilidades innatas de relación, emprendimiento y dinamismo, todas ellas actitudes imprescindibles para ser un emprendedor en banca.
  • Aprender a colaborar en equipo: El asesor financiero cuenta con un equipo de profesionales dispuestos a brindarle apoyo continuo con herramientas comerciales, apoyo emocional y acompañamiento constante, sobre todo en la fase inicial con sus primeros clientes. 

Cómo ser un buen asesor financiero

Cada vez hay más familias en busca de respuestas, información y ayuda profesionales para gestionar y planificar sus finanzas. Para ser el mejor asesor financiero, el profesional debe saber responder a las siguientes preguntas de sus clientes.

“La flexibilidad horaria y la conciliación, el crecimiento sin techo y la autonomía como emprendedores son algunas ventajas del Family Banker”


  • ¿Dedica el tiempo suficiente a conocer al cliente? Un profesional debe preguntar y escuchar activamente para adecuar la planificación a sus necesidades y objetivos.
  • ¿Cuál es su nivel de preparación? Las certificaciones acreditan la profesionalidad y la calidad del servicio, además de constar como agentes en el registro del Banco de España. 
  • ¿La propuesta del asesor financiero está justificada? La coherencia entre la estrategia, el método y los productos escogidos, por un lado, y los objetivos personales del cliente, su edad, capacidad de ahorro, patrimonio, situación de endeudamiento, etc. son claves del asesoramiento financiero.
  • ¿Habla de producto o de objetivos financieros? Un asesor, como un Family Banker, debe trabajar desde la reflexión, la calma y la paciencia para dar el mejor servicio posible.
  • ¿Los intereses del asesor y el cliente son compartidos? El profesional debe personalizar y revisar constantemente sus propuestas de asesoramiento financiero y estrategias para mantenerlas alineadas con los intereses en todo momento.
  • ¿Cómo comunica? La comunicación es básica para que el ahorrador entienda lo que el asesor dice. 
  • ¿Es coherente en sus acciones? Debe cuidar aspectos como la puntualidad, la profesionalidad, la empatía y la vocación de servicio, y estar al lado del cliente para ayudarle en todo momento.

¿Trabajas en banca y necesitas un cambio?

Es un hecho que el sector ha protagonizado en los últimos años tal revolución que ha modificado el mapa de entidades de décadas precedentes y ha abierto a los empleados de banca el camino para evolucionar a asesor financiero. Estos son algunos de los motivos. 

  • Nivel de ingresos: Uno de los estímulos para el cambio es la posibilidad de crecer a través del esfuerzo mediante una cartera de clientes satisfechos.
  • Cambio de modelo: El modelo de asesoramiento financiero personalizado que representa Banco Mediolanum permite al profesional ajustarse a las necesidades reales del cliente, flexibilidad horaria para adaptarse a los horarios del cliente, pero también para gestionar el propio tiempo personal y construir una cartera estable de clientes satisfechos. 
  • La seguridad de tener clientes satisfechos: Ser autónomo permite al asesor avanzar y desarrollar una carrera a través de la satisfacción de sus clientes.

¿Qué pueden pedirte tus clientes?

Es importante para los profesionales dejar claro a los clientes cuáles son las funciones del asesor financiero. Hay cosas que un profesional puede responder y otras que jamás podrá contestar.

“El asesoramiento financiero sigue siendo una profesión de futuro por la demanda creciente por parte de las familias”


Tres cosas que pueden pedirle a un asesor financiero:

  • Contextualización de la situación geopolítica y sus incidencias sobre la economía. 
  • Ayuda en la gestión de las emociones, sobre todo en momentos de volatilidad.
  • Disponibilidad y escucha activa.

Tres cosas que nunca hará un asesor financiero: 

  • Nunca hará previsiones sobre qué pasará con la economía.
  • Nunca prometerá rentabilidades.
  • Nunca ofrecerá ‘productos milagro’. 

Opiniones de Family Bankers de Banco Mediolanum

¿Por qué ser Family Banker?

Los mismos profesionales de Banco Mediolanum cuentan su experiencia tras dar el salto a la profesión de asesor financiero después de una larga trayectoria en banca u otros sectores profesionales.

Ser Family Banker – Asesor financiero en Banco Mediolanum

En los últimos años, el mundo es cada vez más cambiante, con nuevos retos que se suceden a más velocidad. La profesión de asesor financiero se ha consolidado y seguirá evolucionando para atender la demanda creciente de apoyo en la gestión de las finanzas por parte de las familias. Banco Mediolanum fue pionero con un modelo innovador de asesoramiento financiero personalizado a través de la figura del Family Banker, que se ha convertido en una profesión de presente y de gran futuro.

(Visited 655 times, 1 visits today)
Share This