Los gastos en la jubilación en España: ¿cuánto dinero se necesita?

Los gastos en la jubilación en España: ¿cuánto dinero se necesita? La mayor parte de las personas en edad de trabajar no se plantea cómo será su jubilación hasta que poco a poco se van acercando a los 50. Es entonces cuando a casi todos nos asalta esa preocupación y nos preguntamos… ¿Cuánto voy a ganar cuando esté jubilado? ¿Tendré suficiente? ¿Qué gastos de la jubilación tendré que afrontar? 

Todas estas son preguntas muy comunes, que muchas veces no tienen en cuenta algo tan importante como el factor tiempo y la planificación financiera para poder anticipar y disfrutar de una etapa como la jubilación, a la que todos queremos llegar en las mejores condiciones posibles. 

Claro que podemos saber cómo será nuestra jubilación, pero hay que tener en cuenta todos estos factores.

Lo más básico: la cuantía de las pensiones de jubilación

El propósito es conocer cuáles son los gastos que hay que afrontar al llegar al retiro, que, lógicamente, cambian a lo largo del tiempo. De esta forma tendremos las herramientas suficientes para anticiparnos a ellos y continuar manteniendo nuestro nivel de vida. 

Antes, sepamos en qué punto se encuentran hoy las pensiones en España y cuáles son sus previsiones de futuro. La pensión media de jubilación se está incrementando año tras año y en septiembre de 2021 se situaba en los 1.193 euros. Ese es el dinero que ingresan, de media, los jubilados en España, si no tenemos en cuenta más rentas que puedan cobrar. 

En cuanto a las pensiones de jubilación mínimas y máximas, están fijadas por el Consejo de Ministros y para este año son de 654,6 y 2.683,34 euros, respectivamente.

Cuánto dejaré de ganar

Un dato muy relevante que solemos oír en las noticias: la tasa de sustitución, es decir, la diferencia que supone lo que cobramos cuando nos jubilamos con respecto a lo que ingresábamos antes. 

Esta cifra se sitúa hoy en España en el 50 %, según el INE (Instituto Nacional de Estadística). ¿Qué significa esto? Generalizando mucho, porque las circunstancias personales y fiscales de cada persona son diferentes, quiere decir que si alguien venía cobrando 2.000 euros al mes, al cumplir la edad de jubilación pasaría a cobrar aproximadamente la mitad: unos 1.000 euros mensuales.

“La mayoría necesita un 135 % de su renta actual para mantener el nivel de vida que quiere tras la jubilación”

¿Gastaré menos cuando me jubile?

La respuesta es bien simple: no, los gastos de la jubilación no son siempre los mismos. Algo que por muy obvio que parezca no solemos plantearnos hasta que uno va acercándose a la jubilación.

Precisamente eso es lo que demuestra un estudio de Dan Ariely, economista de la Universidad de Duke. La investigación concluye que la mayoría de gente piensa que en su jubilación gastará un 75 % de los ingresos que tienen en la actualidad. 

Nada más lejos de la realidad. Lo cierto es que se necesita incluso más dinero del que hoy gana quien está trabajando para pagar todos sus gastos. Para ser precisos, siempre según los análisis de Ariely, la mayoría necesita un 135 % de su renta actual para mantener el nivel de vida que quiere. ¿Sorprendente? Quizá no tanto, si analizamos uno a uno cuáles son concretamente esos gastos.

Es cierto que hay algunos que tras la jubilación suelen desaparecer como la hipoteca o la universidad de los hijos, pero hay otros tantos que surgen inevitablemente. Y estos son, precisamente, los que se deben tener en cuenta:

Gastos de ocio

A todo esto, hay que añadir, además, que cuando nos jubilamos, buena parte del ocio supone un coste. Esta vida más activa —sobre todo al inicio de la jubilación— suele disparar los gastos muy por encima de lo que estaban antes de dejar de trabajar.

En conclusión, no solo está claro que con la jubilación empezamos a ingresar menos dinero. También queda patente la posibilidad de que los gastos, lejos de descender, se incrementen de forma considerable. ¡Sí, tenemos más tiempo, pero menos dinero!

“La planificación financiera debería ser el camino para tratar de anticipar las necesidades y las respuestas de esta etapa de la vida”

Tratamientos médicos

Hasta el año 2012, los jubilados tenían acceso gratuito a los medicamentos. Sin embargo, en esa fecha se decidió instaurar el copago farmacéutico. La intención es volver a eliminarlo. Sea como fuere, es posible que haya que sumar otros tratamientos médicos especializados que no estén incluidos en la Seguridad Social.

Gastos asistenciales

No todo el mundo la necesita, pero es muy común que, llegada una edad, haya que recurrir a ayuda para la dependencia. Su coste va a estar determinado por la cantidad de horas y el tipo de trabajo que los profesionales especializados tengan que llevar a cabo.

Gastos familiares

Aunque ya no se tienen niños a cargo, puede que haya nietos, y muchas veces se les presta ayuda tanto a ellos como los hijos. Algo más habitual de lo que querríamos.

Con esta radiografía, ¿cuál es el mejor momento para empezar a ahorrar para la jubilación? Cuanto antes mejor. 

Aquí emerge la necesidad de la planificación financiera y eso es mucho más adecuado si se realiza al lado de un profesional de las finanzas —un asesor financiero— que analice nuestras circunstancias y objetivos. En definitiva, que nos ayude en la planificación de la jubilación.

Desde este punto de partida, este debería ser el camino para tratar de anticipar las necesidades y las respuestas de esta etapa de la vida que todos aspiramos a vivir con completa plenitud. 

(Visited 3.636 times, 1 visits today)
Share This