Hoy descubrimos a Cristina Hernández, Consultora de Banca Personal en Banco Mediolanum | Cuales son tus metas

Hoy descubrimos a Cristina Hernández, Consultora de Banca Personal en Banco Mediolanum

  • Cristina, ¿qué pasó en tu vida para que tu hijo te dijera: “mamá, ahora sí que eres feliz”?
  • “Empecé mi actividad como Consultora de Banca Personal en Banco Mediolanum”.

Cristina Hernández es Consultora de Banca Personal en Banco Mediolanum desde enero de 2014. Antes trabajó 20 años en la banca tradicional como directora de oficina hasta que decidió cambiar su trayectoria profesional. Para conocer su historia, cómo se siente y si el cambio ha valido la pena, hemos ido a desayunar con ella.

Libertad y futuro

“Estaba a punto de dejar la banca cuando conocí Banco Mediolanum. Aquí hago lo que me gusta de forma distinta. Cuando entendí la filosofía de Banco Mediolanum me di cuenta de que llevaba 20 años trabajando al revés.” Es lógico: los Consultores de Banco Mediolanum no venden presionados por unos objetivos marcados o por campañas comerciales; al contrario, asesoran según los objetivos que les plantea el cliente en función de sus necesidades.

“Cuando entendí la filosofía de Banco Mediolanum me di cuenta de que llevaba 20 años trabajando al revés”

Cristina nos explica que su trato con los clientes de Banco Mediolanum es a largo plazo, con visión de futuro. “Quiero que mis clientes lo sean para toda la vida. Antes de ser Consultora en Banco Mediolanum el trato era a corto plazo y distante.”

Durante la conversación, Cristina insiste en el concepto de libertad. “No solo tengo libertad con el cliente, sino también personal. Soy mi propia gestora de clientes y los límites me los pongo yo. Antes tenía la sensación de que me levantaba como un robot, me tocaba ir a trabajar y punto, sin ambición. Había perdido la chispa”.

Confianza y esfuerzo

Ahora, con su actitud entusiasta, Cristina confirma que se pasa el día planificando las finanzas de sus clientes (¡eso es vocación!). Es cierto que esto le requiere mucho tiempo, pero es la manera de ofrecer la mejor opción para que los clientes cubran sus necesidades y cumplan sus objetivos. “La confianza cuesta mucho ganarla y poco perderla, y es la base de cualquier relación.” Nuestros clientes van de la mano de nuestros Consultores de Banca Personal, porque confían en su trabajo, porque el trato es próximo y porque los conocen. Porque si no, ¿cómo se puede ayudar a gestionar los ahorros de un cliente que no conoces y del que te separa un cristal blindado?

Pero nadie dijo que fuera fácil. Como dice Cristina, “soy autónoma y mi actividad conlleva mucho esfuerzo; tienes que implicarte y dedicarle muchas horas”. Pero compensa: “¡En Banco Mediolanum puedo ayudar a mis clientes a ahorrar!”.

“Mi mayor satisfacción es cuando mis clientes me recomiendan a sus amigos. Para mí es la máxima demostración de confianza. Me siento como el pediatra de las familias, estoy con mis clientes desde el principio y crezco con ellos. Ésa es mi motivación.»

“Mi mayor satisfacción es cuando mis clientes me recomiendan a sus amigos. Para mí es la máxima demostración de confianza”

Ilusión y satisfacción

Cristina destaca el trabajo en equipo y el compañerismo que existe entre los Consultores de Banca Personal: “He aprendido y aprendo mucho de ellos, y ahora ya soy yo quien ayuda a los que están empezando”.

Hablando con Cristina entendimos porque un día su hijo le dijo: “Mamá, ahora sí que eres feliz”. Más allá de sus palabras, lo que llama la atención es la manera de contarlo y la expresión de su cara: una expresión convencida, orgullosa y sonriente. Es sencillo, ahora Cristina se dedica a lo que le gusta y lo puede hacer a su manera. “He recuperado la ilusión. Es lo mejor que me ha pasado.”

(Visited 52 times, 1 visits today)
Share This